Dreams Hotel Miramar

Dreams Hotel Miramar

Virgen del Pozo

Virgen del Pozo Sanctuary ‚éģ Sabana Grande

Visitar este lugar le llenará de mucha paz. Si eres creyente tendrás una experiencia inigualable. Dreams Miramar Hotel le lleva a este hermoso lugar visitado por personas de distintas partes del mundo en busca de oración, paz, sanación, milagros y esperanza.

El portal oficial de¬†https://virgendelpozo.org/¬†publica que en el 23 de abril del a√Īo 1953 que la Virgen del Rosario del Pozo se pareci√≥ en ese campo de Sabana Grande. Se estuvo apareciendo durante 33 d√≠as y les dejo siete profesias a tres ni√Īos. Juan √Āngel Collado ten√≠a en ese tiempo de ocho a√Īos de edad, y las hermanas Ramonita e Isidra Bel√©n ten√≠an nueve y siete a√Īos.¬†

 

En la población donde se encontraba la escuela rural no había sistema de agua potable. Era costumbre buscar agua en  un manantial natural cercano a la escuela.

 

Se cuenta que a la hora de almuerzo la maestra tocó la campana y los estudiantes salieron al patio para almorzar y buscar agua.

Cuando el compa√Īero de Juan se adelant√≥ a servir el agua algo lo asusto El agua que vaciaba en la lata grande se hab√≠a llenado de muchos colores, como si un arco√≠ris se derramara de la latita al cubo. Al salir corriendo dej√≥ caer la lata y el agua se derram√≥, dejando todos aquellos colores sobre la tierra.

 

Juan no pudo salir corriendo, pues todo su cuerpo estaba paralizado. Se hizo silencio y al levantar su mirada, contempl√≥ a la joven m√°s hermosa que hab√≠a visto en su vida, quien lo mir√≥ intensamente, d√°ndole una paz inmensa. El ni√Īo sinti√≥ como si estuviera entrando en otro mundo, donde no exist√≠a el tiempo.

 

La joven vest√≠a manto azul, t√ļnica blanca, correa, sandalias y tenia un broche, un rosario en sus manos y, sobre su cabeza, una corona de siete estrellas. La joven se manten√≠a suspendida en el aire, sobre una nubecita blanca. De momento, la joven desapareci√≥; Juan sali√≥ corriendo hacia la escuela y no se atrevi√≥ a contar lo que hab√≠a visto.

 

Al otro d√≠a, a las once de la ma√Īana, tuvo un deseo inmenso de volver al pocito donde hab√≠a visto a aquella joven. Invit√≥ a varios compa√Īeritos de clase y s√≥lo le acompa√Īaron las hermanas Isidra y Ramonita Bel√©n.

Cuando llegaron al pozo, ocurrió lo mismo que el día anterior: un silencio profundo, inmensa paz y allí estaba aquella joven hermosa.

 

El d√≠a 25 de abril era s√°bado y, a√ļn cuando no hab√≠a clases, los tres ni√Īos regresaron al pozo, guiados por un deseo muy grande de volver a ver a la joven. A las once de la ma√Īana, se repiti√≥ lo mismo; pero esta vez, la hermosa joven comenz√≥ a descender, se pos√≥ sobre la tierra y se acerc√≥ a los ni√Īos y, con voz muy dulce les dijo:¬†‚ÄúNO TENGAN MIEDO, SOY LA VIRGEN DEL ROSARIO‚ÄĚ.

 

La Sant√≠sima Virgen continu√≥ su visita, a ese humilde rinc√≥n, por 33 d√≠as, desde el 23 de abril hasta el 25 de mayo. A partir del quinto d√≠a, se les prohibi√≥ a los ni√Īos acercarse al pocito; entonces, la Sant√≠sima Virgen comenz√≥ a caminar del pocito a la escuelita. Durante los d√≠as de la aparici√≥n, miles de personas se congregaron en aquella colina, siendo testigos de las manifestaciones de Nuestra Madre Sant√≠sima.

 

Cuentan los feligreses que muchos milagros acontecieron en el pueblo.

 

Desde entonces muchos feligreses visitan el Santuario de la Virgen del Pozo en Sabana Grande, Puerto Rico.

El lugar cuenta con una capilla donde se hacen rosarios a distintas horas del día y se realizan ofrendas de las personas que visitan el lugar.

 

Hay una enorme estatua de la Virgen del Rosario un Pozo de Agua que emana desde la tierra.  Las personas beben y utilizan el agua para sus dolencias.

 

Muchos dicen que por su fe han sanado de distintas condiciones.

 

En el santuario de la Virgencita, encontrar√° distintas fotos, estampas y evidencias de personas que han sanado dejado, ganchos, muletas y sillas de ruedas, entre otros.

 

Hay una sección en donde prenden sus velones ofreciendo sus intenciones a la Virgencita por su salud.

 

En fin, es un lugar agradable que he visitado varias veces por  la tranquilidad y sosiego que ofrece.

 

Dreams Miramar Hotel le lleva a este lugar en donde podrá presentar sus peticiones, y ver en donde se apareció la Virgen.

 

Para reservaciones puede comunicarse al +1-787-688-5818 o a info@puertoricodreams.com

Explore more about Puerto Rico